Promueven la ampliación provincial del Dispositivo de Asistencia a Varones

A casi un año de la puesta en marcha del Dispositivo de Asistencia a Varones (DAV), un grupo de 136 usuarios completó la primera instancia de formación.

El dispositivo se desarrolla en la ciudad de Neuquén con asistentes de Plottier, Centenario, Senillosa y de la ciudad capital. A partir del desarrollo satisfactorio del programa, gestionan su implementación en el resto de la provincia.

La ministra de Ciudadanía, Vanina Merlo señaló que el dispositivo “es único en el país, por las características de la intervención y la dinámica; trabaja con los varones que ejercieron violencia de género, permite la desconstrucción y la disminución de los factores que hacen al ejercicio de la violencia”.

También destacó que “es novedoso, surgió como impulso de la gestión del gobernador Omar Gutiérrez, quien solicitó la continuidad de esta tarea que genera un cambio trascendental no sólo en el varón que ejerce violencia sino en su núcleo familiar y ámbito donde se desarrolla”.

La ministra anunció que “el objetivo es la provincialización de este dispositivo. Actualmente hay 136 varones que están bajo intervención y registramos un promedio de 5 varones que ingresan semanalmente al programa, por lo tanto es un dispositivo que va en crecimiento”.

Explicó que “la provincialización apunta a tomar los datos del Observatorio de Violencia y definir dónde se desarrollarán los nuevos dispositivos. No sólo se analiza los datos que arroja el Observatorio sino también si será por zona o regiones. Lo importante es generar sensibilización, difusión y acercar esta herramienta a los profesionales que trabajan en las distintas localidades”.

Mauro Andrade, director general de Prevención y Articulación del Dispositivo, expresó que “el dispositivo surge como una mirada histórica, a consecuencia de los años que tiene el trabajo con varones en la provincia”.

Recordó que durante mucho tiempo el Servicio de Prevención de Violencia Familiar, dependiente de la cartera de Desarrollo Social, contó con un equipo especializado en la materia, que trabajó en el abordaje con los varones. Cuando se produce el cambio de la Ley 2212 (de Protección y Asistencia contra los actos de violencia familiar) por la Ley 2785 (de Régimen de protección integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia familiar) cambian las atribuciones de los ministerios y se discontinúa la atención.

Más tarde se creó la subsecretaría de las Mujeres, se instaló el tema de las masculinidades y apareció un área para recuperar la atención a varones. El proyecto del dispositivo comenzó en 2017. Luego de varios meses de trabajo y a consecuencia del doble femicidio de Las Ovejas en 2018, se tomó como política de Estado su concreción; en junio del mismo año se sancionó el decreto. Hoy el Dispositivo lleva un año y cuenta con 136 usuarios.

Equipo

El Dispositivo de Asistencia a Varones cuenta con un equipo de trabajo constituido por profesionales de las áreas de psicología, trabajo social y abogacía.

Los varones acceden al programa de dos maneras: por propia voluntad, porque se enteraron a través de una nota en el periódico, una publicación en Facebook, un comentario de un vecino, o por el requerimiento de su compañera. Sin embargo la mayoría, hasta ahora, llega a partir de un oficio judicial.

Modalidad

Cuando la persona accede al dispositivo primero va a una instancia de admisión, se trata de entrevistas psicosociales para despejar valoración de riesgo y peligrosidad del usuario, y al mismo tiempo ver el perfil y así ofrecer un dispositivo que se ajuste a sus necesidades. Las entrevistas pueden ser dos o cinco, y en algunos casos llegan a más.

Si el varón reúne las condiciones para pasar al dispositivo de grupo se lo incluye en la propuesta. Hay grupos cerrados y grupos abiertos, la diferencia entre ambos consiste en que en el grupo abierto los varones entran y salen en cualquier época del año, en cualquier momento.

Al respecto, Andrade informó que “en este momento hay tres grupos, dos son cerrados y uno abierto. El grupo cerrado fue el primero que empezó a funcionar en agosto del año pasado y llegó a su proceso final, luego empezará la instancia de monitoreo”.

Los encuentros de los grupos son semanales. Sobre este punto, Andrade destacó que para los que tienen trabajo se les otorga una constancia. “Entendemos que el trabajador que asiste a un dispositivo de estas características va a mejorar su calidad de vida en relación con el aprendizaje de la resolución de conflictos de formas pacíficas, y también en su calidad de trabajador”, manifestó.

Por ello, dijo que “es importante que las empresas -por ejemplo- y los distintos espacios laborales tengan en cuenta que los varones que solicitan ir al dispositivo lo puedan hacer, porque retribuye en el mejoramiento de la calidad de vida de los usuarios y además se transforma en una evolución en el ámbito laboral”.

Zona de influencia

Este dispositivo tiene su funcionamiento físico en la ciudad de Neuquén, por lo tanto los usuarios son de esta ciudad, de Senillosa, Plottier y también de Centenario. Sobre el interior de la provincia, Andrade dijo que “están en contacto con equipos que dependen de áreas de Salud o de los municipios”.

Evaluación

Sobre el grupo que finalizó una de las instancias el pasado marzo, Mauro Andrade expresó que “para nosotros haber llegado a tener un grupo cerrado que completa más de 24 sesiones constituye un logro, entendiendo que las estadísticas a nivel nacional refiere que la mayoría de los grupos no termina con más del 50 por ciento de los varones que asiste a estos espacios. Acá tuvimos la asistencia de más del 80 por ciento, eso nos da la pauta que es un espacio que aloja a los varones, que encontraron un sentido de pertenencia al espacio grupal y mucho de lo que se habla reditúa en cuestiones de la vida cotidiana”.

“Podemos dar cuenta también, que muchos varones que asistieron al primer grupo la frecuencia del ejercicio de la violencia se distanció notoriamente. No obstante esto tiene que ver con un trabajo integral de otros espacios, los que asisten a las compañeras mujeres que han sido víctima y están en un proceso de empoderamiento”, agregó.

Y dijo que “la evaluación de este primer grupo es más que favorable, entendiendo que mucho de lo que los varones pudieron traer al espacio da cuenta de movimientos hacia su discursividad en el espacio familiar, mejorando notoriamente sus vínculos”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .