La grieta interna: las alianzas políticas que dejan ver los acomodos de siempre

Tras confirmarse que UNE será colectora del MPN, llovieron contradicciones en el espacio que hizo carrera criticando al partido provincial, pero que ahora busca ser parte de él para no quedar afuera.

Marino Mansilla, líder del partido Unión por los Neuquinos, confirmó este fin de semana, mediante un comunicado oficial, que la junta provincial del espacio que él conduce será parte de la lista que lleve a Mariano Gaido como candidato a Intendente.

Pero esto no es todo. En dicho documento, proponen el nombre de Asunción Miras Trabalón como Senadora, la misma que fuera candidata a diputada provincial por Unidad Ciudadana – Frente Neuquino en las pasadas elecciones de Marzo.

En aquellos comicios, Miras Trabalón ocupó el 11º lugar en la lista de diputados, quedándose afuera del recinto, ya que el espacio de Unidad solo alcanzó a meter 9.

Resultado de imagen para asuncion miras trabalon

El otro candidato que se repite en la proposición es el siempre presente Ramón Rioseco, ex candidato a gobernador y ahora, posiblemente, futuro candidato a Diputado Nacional.

 “Asimismo,  y en función de nuestra pertenencia al Frente Neuquino, para acompañar la fórmula Fernández-Fernández en nuestra provincia,  postulamos al compañero Ramón Rioseco, como Pre Candidato a Diputado Nacional, y como Pre Candidata a Senadora de la Nación, a la compañera de Nuevo Encuentro, Asunción Miras Trabalón”, según figura en el documento.

Respecto de esto, no podemos dejar de lado las declaraciones que hizo Rioseco hace dos semanas, el pasado 23 de Mayo en un reconocido portal de Cutral Co: “voy a estar donde Cristina decida: para senador, para diputado o en ningún lado”, dijo y consideró que el frente no debe incluir al MPN. Y sin embargo, en la ciudad capital, uno de sus partidos rompió el frente y se alineó al MPN.

Las contradicciones vienen en envase descartable

Ahora bien, ¿Bajo qué sello se encuadrarán estas candidaturas?

Por el lado del ya ex candidato a intendente, Francisco “Pacho” Baggio, los rumores que sonaron fuerte en el último mes, se confirmaron: UNE será colectora del MPN.

El pasado 27 de abril, el concejal de Unidad Ciudadana y precandidato a intendente por el mismo espacio, Marcelo Zúñiga, presentó su “Plan de Gobierno para la Ciudad”. Se trató de un estudio que desarrolló los 5 principales puntos que necesita Neuquén para crecer y desarrollarse. En aquella oportunidad, llamó la atención la presencia del propio Baggio, ya que, por aquel entonces, el rumor de alianza con el MPN ya estaba instalado.

Ese mismo día, el actual concejal de UNE aseguró que su partido había decidido definir sus candidaturas internas para organizarse y salir a competir.

Consultado por este medio sobre la posibilidad de construir una lista de unidad, aseguró: “Hemos discutido mi candidatura en el marco de nuestro espacio, y tuve el honor de ser elegido como quien represente a Unión de los Neuquinos. Tuvimos un debate interno en un congreso con quienes conformamos el espacio y de ahí comenzamos a trabajar para la batalla preelectoral. Aun así, UNE es un partido que integra el Frente Neuquino y no sería la primera vez que nos presentemos a una interna”.

No obstante esto, respecto a la continuidad de la fuerza que se presentó el pasado mes de diciembre y que aglutinaba al Frente Neuquino y a Unidad Ciudadana – entre otros partidos – para las elecciones provinciales, emitió declaraciones muy contundentes, que llaman la atención hoy, más que nunca, por las contradicciones de sus acciones: “Yo creo que sería un error cambiar de nombre. Unidad Ciudadana – Frente Neuquino cosechó una importante cantidad de votos en la ciudad y es nuestra responsabilidad potenciar el espacio. Asimismo, estamos abiertos a sumar nuevos espacios”.

Abiertos a sumar nuevos espacios fue lo que propuso, de un lado de la vereda, Darío Martínez, cuando invitó a todos los espacios del Campo Popular a combatir contra el macrismo. Y del otro lado, Adrián Urrutia, quien como referente del MIC, propuso lo mismo, algún tiempo antes.

A diferencia de las expresiones manifestadas en el párrafo anterior, hay que aclarar una cuestión clave. Una cosa es proponer una alianza estratégica abierta a todos los espacios y otra, muy distinta, es dirimir por fuera de esos espacios, cerrando alianzas caprichosas con la fuerza que criticaron desde el comienzo de su existencia.  

Más allá de esto, lo siguiente es responder a la pregunta planteada al principio de la nota: ¿Bajo qué sello se encuadrarán estas candidaturas de Miras Trabalón y Ramón Rioseco?

Según lo explicado en el comunicado, no abandonan la idea de impulsar la candidatura de los Fernández en las nacionales, pero si abandonan el espacio Unidad Ciudadana – Frente Neuquino para las municipales, para más tarde retornar al espacio del PJ Neuquén para avalar la candidatura de Alberto y Cristina. Una decisión política difícil de entender para los que no viven el día a día  del devenir de la rosca neuquina.

Tal y como se acaba de explicar, queda claro que el partido que conduce Marino Mansilla tiene una única vocación, la de siempre: obtener cargos políticos y acomodar a los amigos/empleados.

La lógica también es sencilla. Si de verdad pretenden imponer a Rioseco en la lista de Diputados Nacionales, saben que no pueden hacerlo dentro del partido al que históricamente le compitieron. Pues en el MPN a Rioseco no lo pueden ver ni de lejos. Cabe destacar aquí que Rioseco buscó el apoyo de todos los sectores políticos locales, buscando adhesiones que nunca llegaron, para destronar a un MPN que se mantiene inmutable.  

Además de esto, tampoco resulta creíble que en el MPN acepten en su espacio a Asunción, menos aun cuando la idea es postularla como senadora. ¿Podría competir con el líder de los petroleros, Guillermo Pereyra? Podría, pero como cualquier otro candidato, terminaría en la banquina.     

Entonces ¿Cuál es la estrategia?

A nivel municipal el resultado perseguido es claro. Mariano Mansilla no se puede permitir perder el poco capital político que tiene en el Concejo Deliberante. Su principal actor es “Pancho” Baggio, un funcionario que fue criado bajo el ala del abogado millonario.

Ellos llegaron al recinto en 2015 de la mano del Quiroguismo, pero tras haber sido “traicionados”, según las propias palabras del legislador provincial, rompieron la alianza que llevó Quiroga a ganar otra elección.

En aquel entonces, el que tiró la primera piedra fue Baggio, al señalar sin ningún filtro que el jefe comunal de la capital los “recontra cagó”. El edil justificó esta fuerte frase al indicar que Pechi los “defraudó absolutamente”. En ese sentido, agregó: “Giró a la derecha, se convirtió en Cambiemos y nos dejó de lado”, sostuvo y apuntó: “Nos sentimos traicionados en ese aspecto, y la autocrítica es cómo fuimos a confiar en el lobo disfrazado de cordero”.

En tanto, para estas próximas elecciones, Baggio se anunció como candidato a Intendente de UNE, pero rápidamente se bajó para aceptar la alianza que su jefe cerró con el partido provincial, el cual viene primero en las encuestas y con una gran expectativa de recuperar la ciudad tras 20 años.

A Baggio se le vence el mandato a fin de año y necesita asegurarse competir en un espacio que lo ayude a renovar la banca, porque sabe que solo no puede. ¿Y Unidad Ciudadana? Al menos para las municipales, demostraron no tener vocación de cumplir con su palabra al no respetar los acuerdos que habían firmado en un documento interno, en donde se comprometieron con las candidaturas mediante acuerdo. El problema es que Baggio no siente tener la seguridad de retener la silla si compite en ese espacio, y ante la duda de quedar afuera, se aseguró un mejor horizonte y un posible resultado.

Cuando la discusión es nacional, tiene otros valores

¿Y Parrilli? Oscar es otro que no se queda afuera de esta contienda. Se autopostuló como candidato a Senador, pero  a diferencia de Miras Trabalón, él sí sabe con qué espacio. Busca arrebatarle el puesto a Darío Martínez, a pesar de que respecto a él también tenían un acuerdo.

¿Cuál sería entonces el lugar de Trabalón? Podríamos encuadrarla en una candidatura testimonial, ya que si el cargo va para Parrilli, a la dirigente de Nuevo Encuentro no le da para discutir. Ahora bien, si la intención es dividir el voto en favor de Oscar, podría llegar a resultar.

Parrilli acusó a Darío de “ansioso” por haber manifestado sus intenciones de competir por la senaduría, pero flojo de argumentos, se puso a recorrer el interior de la provincia. Aseguró también que “no es momento aún de hablar de candidaturas” y sin embargo es lo único que ha hecho desde que se perdieron las elecciones el pasado 10 de Marzo.

La interna del sector más añejo del PJ local quedó en evidencia y Oscar no tuvo problemas en recrudecerla. El ex secretario general de la Presidencia y antiguo referente del PJ neuquino es un partícipe necesario en todo esto. Mansilla trabaja codo a codo con Ramón Rioseco y, a su vez, Ramón es el socio político principal de Parrilli.

Tras confirmarse que las elecciones municipales se desdoblarían, se les allanó el camino para la mencionada maniobra política. Ustedes compitan en la ciudad, que la senaduría es mía.

Rioseco sale en todas las fotos de Parrilli y Manislla no puede despegarse de su pasado “quiroguista”, en donde también cerró alianzas para que Ramón obtenga su candidatura. Ambos pertenecen al espacio Frente Neuquino (UNE es uno de los partidos que lo integran) y que buscan coronar Parrilli por sobre Darío. Hablamos de una maquinaria que ya se puso en alerta y trabaja todos los días para que con las operaciones típicas se resuelva.  

Resultado de imagen para baggio intendente

Los argumentos del Parrillismo se van quedando sin respaldo. La juventud no lo acompaña y solo es apoyado por los viejos dirigentes olvidados. Apela a sellos de goma para presentar sus actividades y deja en evidencia su vaciamiento discursivo.

Parrilli pidió

Ha caído en la derrota en reiteradas ocasiones y el propio PJ es el que pide a gritos, de una vez por todas, renovar la política. Fue la cara de la derrota en todas las elecciones provinciales y aun así, no se retira.

Resultado de imagen para la grieta

Pero los argumentos no se quedan en el papel picado y arrinconados contra las cuerdas, apelaron a la amenaza y a las “operetas”. Para Oscar el escenario es claro: “O soy candidato o voy preso”, fue la frase con la que empezó todo esto. Palabras del propio Parrilli que utiliza para dividir el voto y acusar a Darío Martínez de Traidor. El ex secretario general de la Presidencia discute con el argumento de los fueros, como única herramienta.

Asegura estar en peligro de caer preso, una vieja herramienta política del macrismo, en la que Oscar ha sido sobreseído. No corre peligro alguno, pero sigue sosteniéndolo. Asegura correr cierto peligro pero la realidad es que no tiene causa alguna que sostenga ese argumento.

En su momento hablaron de pluralidad y llamaron a internas, pero ahora, cuando las papas queman, no se muestran fieles a las PASO por miedo a perderlas. Esperan que la Jefa de su veredicto, pero Cristina ya opinó al respecto. Ya no hay lugar para candidaturas elegidas a dedo y Parrilli se está quedando sin tiempo.

En definitiva, si no hay acuerdo irán a las PASO para resolver los puestos, una solución sana y democrática, la más amplia, para definir cada uno su peso.

Elegir a dedo, una respuesta poco afortunada que profundizó la grieta y que en 2015 los llevó a la derrota.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.